Activismo Animal (4): Consejos de psicología

[Texto anterior: Activismo Animal (3): ¿Qué temas deberíamos tratar y priorizar?]
Estas son algunas ideas que deberíamos tener en cuenta al persuadir a otros:

♦ La motivación positiva es más efectiva que la motivación negativa. La gente quiere formar parte de proyectos y grupos increíbles. Deberíamos ofrecer la imagen de un posible futuro grandioso en el que todos los animales podríamos vivir felizmente. Nuestro objetivo es hacer que nuestro interlocutor sienta que puede formar parte de ese futuro y que su cooperación es importante.

En vez de hacer eso, la gravedad de la situación nos inclina una y otra vez a usar motivación negativa. Una gran parte de los grupos de difusión pone mucho énfasis en cuán terrible es el mundo para los animales. Es necesario que hablemos de cuánto sufren los animales actualmente, pero enfocarnos solo en eso no es la estrategia óptima a la hora de generar cambios y lograr que más personas se involucren.

 

♦ Muchos estudios 1 Nick Cooney, Change of Heart. indican que parecer “normal”  (o similares a nuestros interlocutores) incrementa las chances de que otros nos escuchen y cambien su conducta del modo en el que se lo sugerimos.

Somos un movimiento social serio que lucha por que se reconozcan los intereses de seres tan sintientes como nosotros. Evitemos todo lo que nos haga parecer un culto.

 

♦ No tomemos a nuestro círculo de amigos como una referencia del estado psicológico y el conocimiento de la población general. Las otras personas pueden ser diferentes en muchos sentidos importantes.

Cuando hacemos difusión, no nos estamos comunicando con un amigo, nos estamos comunicando con una persona que quizás tiene una vida completamente diferente a la nuestra. Una persona que pertenece a otros círculos y que probablemente tenga ideas distintas.

No asumamos que van a compartir nuestra ética o nuestros sentimientos. Las otras personas pueden estar muy alejadas de nuestra posición. Para algunos humanos, la idea de hacerse veganos suena como una completa locura. Están a muchas inferencias de poder siquiera entender la posición, y ni hablar de practicarla.

Tengamos esto en cuenta a la hora de hablar y escribir para otros y expliquemos bien nuestros puntos, del modo más entendible posible y sin realizar grandes saltos en el desarrollo de nuestra línea de pensamiento.

 

♦ No busquemos generar culpa en la gente, ni les digamos que la explotación animal es culpa de ellos en particular.

Quizás la persona nunca había pensado demasiado en si está bien o mal el matar animales. Pero si lo acusamos y lo tratamos de asesino, ¿qué nos parece que va a pensar?

Si antes no pensaba que matar animales está bien, va a empezar a pensarlo. Y si ya pensaba que matar animales está bien, va a sostener eso con mucha más firmeza que antes. Y luego andará comparando a los veganos con fascistas que imponen su modo de vida y su ética sobre otros.

Es por todo esto que también puede ser importante reconocer que nosotros fuimos especistas en el pasado.

 

♦ Dejemos en claro que ser veganos es una decisión que depende de ellos y que son “libres”. Hay más chances de que una persona cambie su conducta si reafirmamos su libertad. Este es un “truco” de persuasión respaldado por una gran cantidad de estudios 2 The One (Really Easy) Persuasion Technique Everyone Should Know..

Este es uno de los problemas con “las decisiones que afectan a otros no son personales”. Esta frase se usa frecuentemente, pero deberíamos dejar de decirla al hacer difusión. Tiene el efecto de reducir el sentimiento de libertad individual. Además de eso, es una frase complicada y que supone una ética particular que quienes son especistas aún no comparten ni entienden.

 

♦ Tengamos siempre en cuenta lo que dicen estos dos textos:

 

Siguiente texto: Activismo Animal (5): Diseñando materiales de difusión efectivos

 

Notas y referencias   [ + ]